Un escultura gigante sale de la tierra en la mitad de Budapest